jueves, 7 de marzo de 2013

Mount Cook, el techo de Nueva Zelanda



Aoraki/Mount Cook Village, South Island, Nueva Zelanda

Hoy al despertarme, a las 7 en punto de la mañana, y durante solo 5 minutos, me encuentro con una vista espectacular de la cima del Mount Cook iluminada por los primeros rayos de sol del nuevo día. Un poco más al oeste, a mi izquierda, el no menos impresionante Mount Foostool también aparece sonrojado.



Hoy toca visita del Parque Nacional y del village. El pequeño pueblo Aoraki/Mount Cook Village orbita 100% alrededor del turismo que acude de todo el planeta para visitar este parque nacional, que por su belleza natural fue declarado patrimonio de la humanidad por la UNESCO en 1986.



Aquí casi todo está gestionado por la compañía Hermitage, no solo el magnífico y enorme hotel (que parece un montón de celdas orientadas todas al Mount Cook) sino también los apartamentos del alrededor, los museos, el centro alpino, etc...



Sin duda el héroe de este lugar es el neozelandés Sir Edmund Hillary, el primer ser humano que, junto con el sherpa Tenzing Norgay, alcanzó la cima del Everest, en 1953. Aquí, en estas montañas, Sir Ed practicó el alpinismo en su juventud. Por ello el lugar alberga un centro/museo en su honor en el que entre otras muchas cosas, se encuentra una estatua de bronce del famoso alpinista mirando al Mount Cook.




En el centro también se proyectan películas varias sobre su vida y sobre temas astronómicos. Los beneficios del centro se destinan a acciones humanitarias en el Himalaya, continuando con la labor que Sir Ed inició personalmente en Nepal.

En un radio de pocos kilómetros hay un puñado de excursiones disponibles, como la visita a los lagos glaciares de Tasman, Mueller y Hooker, paseos por los valles, así como rutas alpinas de más calado. También hay un aeropuerto de donde parten vuelos en avioneta y helicóptero, pero contrariamente al escandaloso ruido que producían en Franz Josef, aquí solo he oído uno en dos días.






He dejado 
esta maravilla que es Mount Cook para el final del viaje por la isla Sur. Mañana pasaré el día mayoritariamente en el coche, de regreso a Christchurch, a más de 400 km de aquí. Allí dormiré para coger un vuelo al día siguiente hasta la isla Norte, donde pasaré mis últimos 4 días en Nueva Zelanda.

No hay comentarios:

Publicar un comentario